Ya no son tiempos donde les contamos a nuestras hijas que la mejor historia o su mejor futuro es que aparezca un príncipe azul que cambie su realidad. Hoy intentamos transmitirles que el verdadero poder radica en ellas mismas, en su esfuerzo diario, en su educación y en el trabajo que tengan a futuro que les permitirá ser felices (con o sin príncipe)  y comprarse un vestido soñado.

Elena Favilli y Francesca Cavallo, dos autoras italianas que viven en California, nos acaban de dar una importante ayuda en esta faraónica tarea de educar a nuestras “pequeñas rebeldes”: decidieron que era hora de reinventar los antiguos cuentos de hadas y princesas y contarle a nuestras hijas antes de dormir cuentos sobre mujeres reales, que lucharon por cambiar el mundo, que pelearon por los derechos igualitarios de todas las mujeres, que se destacaron, que fueron pioneras, que modificaron la historia para siempre.

Así surgió “Cuentos de buenas noches para niñas rebeldes” que narra la vida de 100 mujeres extraordinarias, sus aventuras, sus sueños y logros para que inspiren a nuestras hijas (y a nosotras mismas) a vivir con ideales, con grandes metas. A través de cada cuento del libro, descubrimos los pormenores de Elizabeth I, Coco Chanel, Marie Curie, Frida Kahlo, Serena Williams y Michelle Obama entre otras.

Además, posee bellas ilustraciones de cada una de las protagonistas realizadas por artistas (mujeres, por supuesto) de todos los rincones del planeta.

“Fue muy complicado dejar a varias mujeres por fuera porque muchas han hecho méritos para estar”, aseguró Francesca Cavallo en una entrevista.

El libro, que se publicó el año pasado en Estados Unidos, fue un éxito total. Ya tiene su versión en español de Editorial Planeta que se consigue a través de Amazon.com Está previsto que llegue a las librerías argentinas a fin de año aunque desde la editorial aún no pueden confirmar la fecha.

El libro es un gran aliado para fomentar en nuestras hijas pequeñas su autoestima, su futuro empoderamiento. En cada página encontrarán inspiración para luchar por sus propios sueños.

¡Bienvenido!

 

Por

Directora Editorial

Escribe un comentario